Home / Excursiones / Mělník

Mělník

A medio día de camino desde Praga

Melnik es un pequeño poblado ubicado 30 km al norte de Praga y es el núcleo vitivinícola de la región de Bohemia. Posee un enorme acervo histórico que se inicia a partir de La Guerra de los Treinta Años – cuando fue destruido por el brutal ejército Sueco antes de ser reconstruido – y mantiene marcados rasgos, producto de distintas épocas de su historia. El Barrio antiguo es considerado por la mayoría de los turistas como su  principal atractivo, puesto que cuenta con una buena variedad de bares especializados en vino además de sus monumentos históricos; fuera de este barrio yace el resto del pueblo, de características urbanas y sin lugares de interés turístico.

Prague – Mělník. Una alternativa al tren o al autobús. Haz una reserva de un minibús económico de puerta a puerta.

Una de las mayores atracciones turísticas es Melnik Chateau, una casa propiedad de la familia Lobkowicz a lo largo de 200 años y que está abierta al público desde 1992. Aunque ahora, esta casa se encuentra en medio de una completa restauración, vale la pena visitarla para ver todas sus secciones del modo en que se encontraban hace muchísimos años, revelando en gran medida la forma en que la gente pudiente acostumbraba vivir en el pasado. Hay también una  tienda de recuerdos del lugar y también puedes comprar vino elaborado en la finca Lobkiwicz.

El Osario de Mělník pertenece junto a aquel ubicado en Sedlec, suburbio de Kutná Hora, a los más grandes de la República Checa. Se halla en la cripta bajo el presbiterio de la iglesia de los Santos Pedro y Pablo.

En seguida de Melnik Chateau se encuentra la gótica Iglesia de San Pedro y San Pablo, que data del siglo XV y cuenta con una espectacular torre con reloj del Barroco. La antigua cripta es actualmente un espectáculo macabro, con los huesos de 10,000 personas alojados aquí, todos ellos acomodados con cierto orden, para dar espacio a las víctimas de la plaga en el siglo XVI. Algo que es sorprendente ver son los grafitos que datan de 1535, en los que se lee: “¡Slaup de Zlutice estuvo aquí!”

Mělník, A medio día de camino desde Praga

Degustación de Vino en Mělník

El palacio de los Lobkowicz en Mělník mantienen aún los viñedos tal como se encontraban en la época en que Carlos IV trajo variedades de cepas francesas a Bohemia, así, la visita a las bodegas de vino es prácticamente obligatoria cuando se llega a este tranquilo pueblo. El  cháteau, cuyo nombre es adoptado en su etiqueta: ‘Cháteau Mělník’, produce en vinos tintos las variedades de Blauer Portugieser, St. Laurent, Pinot Noir, y en vinos blancos, Pinot Gris, Pinot Blanc, Riesling, Chardonnay Moravian Muscat, Muller-Thurgau y Traminer. Con numerosos viñedos que alcanzan los cuarenta años y con un proceso de fermentación desarrollándose en inmensas barricas de roble, la finca cuenta con un constante flujo de aficionados que la visitan. Sin mezclas extravagantes, las marcas Lobkowicz y Ludmila, representan opciones que aún ofrecen un vino entero, seco pero de sabor afrutado. Las degustaciones de vino se llevan a cabo todos los días de 10:00 a 17:00 horas, con un costo de 90 a 220 CZK.

 

[mappress mapid=”94″]
PAT

Check Also

Karlovy Vary

Karlovy Vary definitivamente merece su status como segunda ciudad turística más visitada de la República Checa. Esta famosa ciudad termal se encuentra a 130 km de Praga, en la zona oeste de Bohemia. Karlovy Vary se ganó su reputación gracias al descubrimiento de aguas termales, cuya historia se remonta hasta algún momento de la Edad Media.