Tours a PieTours por la Ciudad

Josefov: Paseo por el Barrio Judío

[su_audio url=”https://www.prague.fm/mp3/www.prague.fm/mp3/Josefov_Jewish_Quarter_Walk.mp3″ width=”100%”]

Inicia en el Rudolfinum y termina en la Plaza del Barrio Antiguo.

Desde épocas tan lejanas como el siglo X, los Judíos comenzaron a asentarse en Praga y en  1254, después de una devastadora serie de campañas antisemitas, el grupo minoritario se encontró rodeado y confinado en el pequeño ghetto de Josefov. No se les permitió salir de ahí hasta 1848. A través de los tiempos, Josefov siguió siendo escenario de brutales rebeliones antisemitas, como muestra de esto, la masacre del Sábado de Pascua de 1389 en la cual 1,500 Judíos fueron asesinados.
El que alguna vez fuera un denso desorden de calles serpenteantes y de construcciones sobrepuestas, gran parte del viejo Barrio Judío nos cuenta una historia diferente en la actualidad. No es ninguna coincidencia que ésta calle comercial con productos de marca exclusiva, Pařížská (París) tenga éste nombre; entre 1893 y 1913, gran parte del antiguo barrio de Josefov fue demolido para dar lugar a una reconstrucción de calles hecha manera  tal que duplicara a espejo a la capital Francesa.
Con esto no se puede decir que la historia anterior al Josefov anterior del siglo XIX haya quedado totalmente erradicada. De hecho, aloja al Antiguo Cementerio Judío, es el predio de sepultura más antiguo de Europa. Hay también in gran número de antiguas sinagogas en el vecindario, sin mencionar algunos de los pocos obscuros callejones y pasadizos que aún subsisten. Éstos quedan en silencio al caer la noche mientras que caminas a través de ellos, casi te puedes imaginar ir en pos del espectro de Franz Kafka, o de la monstruosa figura del folclor Judío encarnada en un Golem.

1.Hogar de la Orquesta Filarmónica Checa, el Rudolfinum se terminó en 1884 y se le nombró en honor de Rudolfo, Príncipe de la Corona de Austria. A un lado de su fastuoso Salón  Dvořák – afamada por su excelente acústica – el Rudolfinum se distingue también por las figuras de compositores famosos que se encuentran ubicados al  frente de su techo. Existe una famosa novela Checa titulada Mendelssohn está en el Techo, que cuenta la historia de dos trabajadores Checos a los que les ordenan los Nazis quitar la estatua del compositor Judío Felix Mendelssohn. Por error, ellos echaron abajo la del ídolo de Hitler, Richard Wagner. ¿Cual fue la razón? Porque tenía la nariz más grande.

2. Con el Rudolfinum a tu izquierda y el Vltava detrás de ti, cruza Križnovická (durante el corto tiempo que te lo permite el hombre en verde) y entra al Josefov en Široká. A tu izquierda estarán ahora las paredes del Antiguo Cementerio Judío. Si consideras que tienes el tiempo para un recorrido completo, asegúrate de echar un vistazo por algún hueco del muro y mirar sus amontonadas y desgastadas lápidas. Debido a las limitaciones de espacio en esta pequeña poción de terreno, algunos cuerpos son enterrados sobrepuestos a distintas profundidades.

3. Siguiendo por Široká, llegarás a la Sinagoga Pinkas, dentro de ésta se encuentra el ‘Memorial 77,297’ – diseñado y moldeado por Václav Boštík y Jiří John como tributo a todas las víctimas del Holocausto en Bohemia y Moravia. La Sinagoga Pinkas es también uno de los puntos de venta donde puedes comprar boletos para entrar al resto de los lugares antiguos y museos de Josefov, aunque la cuota de entrada es bastante elevada, y tu podrás decidir si tu dinero puede ser mejor gastado en unas cuantas Pilsners (cervezas).

4. Al dar vuelta a la izquierda de la Sinagoga Pinkas te conducirá hacia el final de Široká y hacia Maiselova, donde se encuentra la Sinagoga Maisel. Este fue el edificio en el cual Hitler planeaba alojar su enfermo museo dedicado hacia el exterminio de la raza Judía. Por supuesto, eso nunca ocurrió, y ahora funciona como museo Judío con un fin de infinitamente mejor gusto. Esta sinagoga ha sido reconstruida dos veces – una después de un incendio en 1689, y de nuevo en 1893. Ahora sigue otras tres cuadras a lo largo de Široká.

5. Debido a su estilo Moro, serías dispensado si llegaras a confundir la Sinagoga Española con una mezquita. La vista interior de esta construcción es algo para atesorarse, su pieza clave lo es su majestuosa cúpula dorada. František Škroup – compositor del himno nacional Checo – era el organista de este lugar a mediados del siglo XIX. Al exterior, la estatua de Franz Kafka (hecha en un estilo muy Kafkiano) podría ser fácilmente confundida como obra del rebelde artista David Černý. Aunque de hecho, es de otro escultor local, Jaroslav Róna. Se dice que representa un sueño que Kafka alguna vez tuvo, aunque Róna jamás ha dicho nada acerca del significado detrás de esto. Kafka es por supuesto, uno de los grandes héroes literarios de Praga, y esto se lo debe a su amigo Max Brod, quien ignoró la petición de Kafka de quemar todos sus manuscritos después de su muerte.

6. Dirígete hacia el norte de la plaza por Dušni, donde te encontrarás con la vista de la Iglesia de San Simón y San Judas, que fue construida entre 1615-20 por la Hermandad Bohemia. Se dice que el órgano de la iglesia, construido en 1724 por Andreas Wambesser, fue tocado tanto por Wolfgang Amadeus Mozart como por Joseph Haydn. Anexo a la iglesia se tenía también un hospital así como la primera sala de enseñanza de anatomía. Si para este momento, estás buscando algún lugar para tomar un trago y un bocadillo, prueba La Casa Blů, un lugar excelentemente acondicionado con temas Españoles, al cual llegarás enfilándote  hacia Bilkova.

7. Pero, en caso de que tengas el ánimo para continuar sin pausa, ve a la derecha hacia el exterior de la Iglesia de San Simón y San Judas, y camina hacia el norte por Dušni hasta alcanzar el río. Bordeando el Vltava hacia tu izquierda está el Puente Čechův – una construcción de principios del siglo XX hecho de acero y piedra, bautizado en honor del escritor Svatopluk Čech. Los detalles externos del Puente son unos ángeles al estilo Art Nouveau que resguardan cada extremo. A lo largo del río verás el Letná Park – un paraíso de los consumidores de cerveza y patinadores durante el verano, y también aloja el brillante y rojo metrónomo que hace un vaivén continuo desde la cima de la planicie. Éste reemplaza lo que se tuvo hasta 1962 – una gigantesca pieza de propaganda Stalinista, que habría de ser volada con 800 kilos de dinamita. Puedes ver el video en línea. En 1996, Michael Jackson utilizó el área para erigir una estatua de sí mismo, anunciando su gira Europea.

8. Da vuelta a la izquierda por Dvořáko y va a paso tranquilo hacia Pařižká. Como se indico anteriormente, esta calle es donde se concentra la mayoría de las tiendas con marcas de diseñador, y requerirás de una sólida cartera si vas en busca de un abrigo o una gargantilla nuevos. Hacia tu derecha, podrás notar la Antigua Nueva Sinagoga, en cuyo ático, la leyenda dice, es el hogar del Golem, un monstruo creado por Rabbi Loew a partir de arcilla, con el propósito de proteger a los habitantes del Ghetto Judío de los ataques antisemitas. En el gris pero magnífico Restaurante de la Antigua Sinagoga, valdrá la pena que disfrutes de su comida, si te apetece.

9. Una vez que has recorrido todo lo largo de Pařižká, te encontrarás en La Plaza del Barrio Antiguo de Praga. Enfrente de ti estará la Antigua Alcaldía. Si el área llena de árboles te parece un poco fuera de lugar, te equivocas. Aquí se encontraba el resto de la Alcaldía, hasta que fue arrasada por los Nazis al final de la Segunda Guerra Mundial. Todo lo que queda ahora del edificio es su torre, en uno de sus lados se encuentra el Reloj Astronómico.

10. Próxima a tu derecha se encuentra la Iglesia de San Nicolás, que es considerada como un refinado ejemplo de la arquitectura Barroca. Hasta 1901, sin embargo, la mayoría de las iglesias no eran visibles, ya que se encontraban ocultas por otra construcción, La Casa Krenn. El interior de San Nicolás es de un aspecto suntuoso, inspirado en la capilla de San Luis de los inválidos de París. Aunque originalmente se le tenía como templo Católico, la iglesia quedó a cargo de los Husitas, seguido de cortos periodos como iglesia Rusa Ortodoxa, como bodega, para volver a manos de los Husitas, quienes la mantienen bajo su posesión hasta nuestros días.

Este paseo puedes recorrerlo por tu cuenta (paseo auto-guiado), o te podemos gestionar un guía profesional en Castellano. El guía del paseo puede ajustar esta caminata a tus necesidades especiales, por ejemplo al recomendarte un lugar para hacer la pausa del almuerzo, o bien un crucero por el río o un viaje por tram si te cansaste de caminar, etc. El/la guía puede recogerte en tu hotel, o puedes acordar el reunirte en cualquier lugar de la ciudad. Envíanos por email tus datos para que te coticemos nuestros precios. 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba