Home / Barrios de Praga / El Barrio Antiguo

El Barrio Antiguo

Esta es la zona más céntrica de Praga con los atractivos más populares de la ciudad. Los concurridos restaurantes, bares y tiendas, están aquí. Durante el día, e incluso por las noches, multitudes de turistas llenan sus zonas más visitadas. Sin embargo, independientemente de toda su actividad comercial, todavía hay una infinidad de pequeños callejones, dando a la zona una sensación de identidad que rara vez se percibe en los centros urbanos de Europa. En el corazón del Barrio Antiguo se encuentra la Plaza del Barrio Antiguo, una obra maestra que es la plaza principal de Praga, sin duda la más majestuosa de Europa Central, y es un buen lugar del cual partir a explorar lugares más lejanos. 

La impresionante Plaza de la Ciudad Vieja o plaza mayor es uno de los lugares de visita obligada. Allí se encuentra el ayuntamiento de la Ciudad Vieja, con su famoso reloj astronómico de 1410. En la plaza se encuentra también la iglesia de Nuestra Señora de Tyn con sus torres puntiagudas. 

El Barrio Antiguo (Stare Mesto), cuya creación se finalizó en la década de 1230 con la construcción de fortificaciones durante dos o tres siglos en el perímetro del Barrio, se asentaron comerciantes de origen Latino, Alemán y Judío, rodeando el mercado central de Praga. La cristalización de estos esfuerzos dio lugar a la unificación legal del Barrio Mayor a finales del siglo XIII, que era su denominación en aquellos tiempos, llegó a ser una de las poblaciones más grandes de Europa en lo que respecta a su tamaño y bienestar económico. Después de fundado el Barrio Nuevo, que literalmente rodea al Barrio Antiguo, se presentó un lento declive en el ritmo económico del Barrio Antiguo, así como también en su preponderancia sobre los demás barrios de Praga. Sin embargo, esta disminución fue tan lenta y la tradición fue tan firme que incluso en el año 1784 cuando Praga quedó fusionada, el Ayuntamiento del Barrio Antiguo se convirtió en la sede administrativa de todo Praga.

Hasta nuestros días, el Barrio Antiguo (Staromestske Namesti) ha sido considerado como el centro de la ciudad de Praga. Aunque en los viejos tiempos se tuvieron factores adversos, es decir, la imposibilidad que tuvieron los habitantes del Barrio Antiguo para hacer modificaciones en las construcciones, dio como consecuencia el presente patrimonio arquitectónico de incalculable valor, esto puede constatarse con los monumentos históricos del Barrio Antiguo, como el Reloj Astronómico (Orloj Staromestsky), la Iglesia de la Virgen María de Tyn, El Portal de Pólvora, la Capilla de Belén, pero sobre todo, por su singular zona que se conserva desde el Medievo a lo largo de todo el Barrio Antiguo.

Hoy en día, el principal atractivo de la plaza es el Reloj Astronómico. Este reloj no sólo da la hora, sino también el mes y la estación del año. Además, muestra los signos del zodiaco, el sol y los días festivos en el calendario Cristiano. A cada hora, la figura de la muerte (representada por un esqueleto) aparecerá y hará sonar una campana en el momento justo y los doce apóstoles aparecerán por arriba. Además, un gallo canta, y hay figuras, como el Turco que sacude la cabeza con incredulidad, el avaro que mira su bolsa de oro y el vanidoso que se mira en el espejo.

Las partes más antiguas del reloj son su mecanismo y caratula astronómica, ambos datan de 1410. Se estima que la fachada del reloj y la esfera calendario se agregaron alrededor de 1490. Las estatuas se añadieron en el siglo XVII y los Apóstoles fueron agregados durante los trabajos de reparación de 1865 hasta 1866.

 

Paseando por el Barrio Antiguo

En esencia, no hay transporte público en el Barrio Antiguo de Praga, puesto que la mayoría de las calles son peatonales o no permiten el paso de los autobuses y vehículos de gran tamaño, a excepción de residentes locales y taxis, por lo que caminar es la forma más común de recorrerlo. Tomar un taxi es una opción, pero debido a la sobredemanda cotidiana por parte de los turistas, no vale la pena. Toma unos 15 minutos el caminar desde Náměstí Republiky a Staroměstská. Hay tres estaciones de metro en esta zona: La más útil es Staroměstská (cinco minutos a pie desde Plaza del Barrio Antiguo), Náměstí Republiky (cerca de la calle Na Příkopě y el centro comercial Palladium) y Můstek (donde se une La Plaza Wenceslao con el Barrio Antiguo).

Check Also

El Barrio Pequeño (Mala Strana)

tarde llamado El Barrio Menor de Praga, fue fundado por el rey Premysl Otakar II, en el año 1257. Sin embargo, desde el siglo VIII, se asentaba un mercado aquí. Después de la fundación del Barrio, los pobladores originales fueron desplazados por los colonos en su mayoría de nacionalidad extranjera.